El histórico paseo de Catamarca: un lugar de belleza y significado

El histórico paseo de Catamarca fue inaugurado el 3 de febrero de 1859, durante el primer gobierno de Octaviano Navarro. Fue diseñado por el arquitecto Luis Caravatti y es conocido por albergar una gran corona de hierro forjado a gran escala, réplica exacta de la corona de oro que se colocó en la cabeza de Nuestra Señora del Valle como Limpia y Pura Concepción del Valle. La corona original fue coronada el 12 de abril de 1991, y para conmemorar este aniversario, el arquitecto Pedro Omar Molas desarrolló esta réplica, que fue un regalo del herrero Rolando “Cota” Maza. La corona se ha convertido en uno de los símbolos más importantes de la ciudad y actualmente se exhibe en el mismo lugar donde fue coronada la Sagrada Imagen, mirando hacia la Gruta de Choya, donde fue encontrada.

Además de su importancia histórica, el paseo de Catamarca también es un lugar popular para los habitantes de la ciudad y los turistas por su belleza y tranquilidad. Durante los días soleados, es común ver a personas caminando, paseando en bicicleta o simplemente disfrutando del aire fresco y la vista panorámica. También es un lugar ideal para un picnic o para disfrutar de una comida al aire libre en uno de los bancos del parque. En resumen, el paseo de Catamarca es un lugar único y muy apreciado por los habitantes de la ciudad.

Leé también   Aventuras de verano en Bariloche